Cubot Cheetah 2, bonito y brillante teléfono chino de línea media

Cubot Cheetah 2, bonito y brillante teléfono chino de línea media
El mundo Android está lleno de cientos de rivales en todos los niveles, pero una marca lleva ya un tiempo haciendo ruido en Europa y en EE.UU. Se trata de Cubot, una compañía a la altura de Oppo u otras similares y que ha comenzado a extender sus tentáculos fuera del continente asiático. Si hace unas semanas probábamos el Cubot Manito, un dispositivo de 5 pulgadas muy coqueto, en esta ocasión le ha tocado la oportunidad a su hermano mayor, el Cubot Cheetah 2.
Este nuevo teléfono de la empresa china te impresionará desde que lo sacas de la caja por su bonito diseño y por intentar cambiar la concepción que siempre hemos tenido de las marcas que provienen de
ese país. Si ya empresas como ZTE y Huawei nos están ayudando a cambiar ese concepto, este dispositivo también se mete en la batalla de la gama media, con algunas especificaciones que solemos más bien obtener en teléfonos gama alta.
 
Diseño
Si algo destaca del Cheetah 2 de entrada es su diseño. Encontramos que este dispositivo tiene una carcasa trasera de plástico brillante semimetalizado, que nos recuerda ligeramente el matiz de teléfonos como el Galaxy S7. Algo que me ha gustado en este apartado es que tus huellas no se quedarán marcadas cuando lo sostengas, aunque si podemos vislumbrar un problema, es el reflejo que genera y que hace que sea complicado incluso hacerle una fotografía al propio dispositivo, como podrás ver en nuestras imágenes.
En la parte trasera también encontramos la cámara principal enmarcada en un círculo, así como su Flash Dual Tone. La carcasa puede retirarse, y al hacerlo te da acceso al espacio para las dos tarjetas microSIM y la tarjeta microSD; aunque podrás ver la batería, no se puede retirar de su espacio.
Los bordes del teléfono son metalizados; algo llamativo es que, tanto el botón de apagado como los de volumen, se encuentran en el lateral derecho, a diferencia de muchos dispositivos que colocan el control de audio a la izquierda.
En la parte frontal enmarca la pantalla de 5.5 pulgadas el mismo material de la parte trasera. Nosotros hemos probado la versión en color azul, aunque también viene en color dorado. Sus botones en la parte inferior son hápticos y un detalle interesante es que están dibujados y no se iluminan cuando los pulsas ni tampoco vibran, como sí lo hacen otros teléfonos. Pequeños detalles que nos permitirán entender su precio.
En general, en tu mano el teléfono se sentirá como otro dispositivo grande más, sin mayores problemas de agarre. A pesar de su material brillante no se resbala con facilidad, un problema frecuente en este tipo de dispositivos.
 
Especificaciones
El Cubot Cheetah 2 tiene, como ya hemos contado, una pantalla de 5.5 pulgadas, lo que le coloca a la altura del Moto G4 en cuanto a tamaño. La resolución de este dispositivo también le lleva a las grandes ligas, debido a que es de 1,920×1,080 FullHD y además tiene tecnología 2,5D, lo que te dará la sensación de ser ligeramente curva. A esto debemos sumar su sensor de huella dactilar ubicado en la parte frontal, que a su vez hace de botón mecánico y nos devuelve a la pantalla de inicio al presionarlo.
El procesador de este teléfono es de ocho núcleos Mediatek MTK6753 de 1.3GHz y viene acompañado de 3GB de RAM y 32GB de almacenamiento, que se pueden ampliar mediante microSD.
En cuanto al puerto de carga observamos que Cubot ha querido pasarse de una vez a la generación USB Tipo C que tienen teléfonos gama alta como el LG G5 o el Huawei P9. En la parte inferior encontramos además de éste, dos salidas de audio. En cuanto a conectividad, es compatible con redes 4G/LTE, posee Giroscopio y GPS y su batería es de 3,000mAh.
Como es costumbre, el apartado de la cámara es uno de los más importantes; este equipo cuenta con un sensor principal de 13 megapixeles, con apertura f/2.0 y cámara frontal de 5 megapixeles. Profundizaremos en ella más adelante.
 
Desempeño
El Cheetah 2 tiene un buen funcionamiento cuando lo tenemos en la mano, y eso que es un dispositivo económico en comparación con otros de su talla, como el Moto G4 o el LG X Screen. Si algo me ha gustado de este teléfono es que es ligero y compacto y se hace con facilidad a tu mano.
Si hablamos de su funcionamiento, debido a que tiene la interfaz original de Android 6.0 Marshmallow, no encontramos una capa de personalización que nos suponga un problema. Una vez aclarado este punto, pasamos al día a día, al uso constante.
El Cubot Cheetah 2 ha tenido un buen funcionamiento mientras lo hemos estado probando. El manejo del dispositivo va sin retrasos en la mayoría de las aplicaciones y no presenta retrasos en la interfaz. Por ejemplo, hemos dejado descargando algunos apps necesarios para este análisis y un paquete de datos de Asphalt 8, y el dispositivo nos ha permitido abrir apps de mensajería y enviar fotografías e incluso hacer una videollamada sin mayor colapso.
Esto es un punto a favor para un teléfono de esta categoría que tiene un diseño atractivo pero un nombre más bien desconocido. Sin embargo, las pruebas no nos dejarán mentir, no es el mejor equipo de su categoría y aunque supera al Cubot Manito, su predecesor, no logra competir con el Moto G4, aunque sí que supera a un teléfono popular en el mercado, el Samsung Galaxy J3.
Si hablamos de la batería, en nuestro uso cotidiano hemos logrado tener un día entero, desde las 7:00 a.m. e incluso nos ha quedado energía para poner el equipo a cargar la mañana siguiente, un detalle más que interesante si tenemos en consideración que este es un dispositivo económico.
 
Cámaras: bien, sin sorprender
Aunque la cámara principal es de 13 megapixeles con apertura f/2.0, hace unas imágenes normales que no te asombrarán ni para bien, ni para mal.

Fotografías tomadas con este modelo de Cubot

Si hablamos de la cámara frontal, encontramos que sus 5 megapixeles son suficientes para darnos imágenes bonitas con el valor añadido de que tienes tanto la opción de efecto belleza como de remover arrugas o darte más luminosidad en la cara. A esto debemos agregarle la posibilidad de tomar fotos realizando gestos, algo que te ayudará con tus selfies.
 
Conclusiones
El Cubot Cheetah 2 es un teléfono bonito, que imita ligeramente el diseño del Galaxy S7 y que al mismo tiempo define un nuevo concepto de teléfonos de gama media económicos de 5.5 pulgadas. Entre sus atributos encontramos también la incorporación del sensor de huella dactilar y un buen procesamiento para su nivel.
Donde no destaca demasiado el Cheetah 2 es en la cámara, que presenta fotografías normales que no nos han impresionado demasiado. Los efectos de su cámara frontal son difíciles de percibir y eso hace que sean poco útiles cuando terminas de capturar un selfie.
El Cheetah 2 es sin dudas un equipo que quiere meterse en tu bolsillo por su diseño bonito y su interfaz de Android puro, a lo que sin dudas debemos sumar su buen rendimiento.
El Cubot Cheetah 2 tiene un precio de US$135.53 en EE.UU. a través de tiendas web seleccionadas y de 219,95 euros en España a través de su sitio oficial. En la caja incluye una funda transparente y protector de pantalla. Únicamente se vende desbloqueado y en colores dorado y azul.
(Nota de César Salza para CNET en español)
Redacción Voces del Periodista

Redacción Voces del Periodista


Artículos relacionados

Hallan planeta con características similares a la Tierra

En una esperada conferencia de prensa ofrecida esta tarde, la NASA confirmó que a través de la misión Kepler encontró el

Destituyen a Cuauhtémoc Blanco como alcalde de Cuernavaca

El Congreso de Morelos aprobó la destitución de Cuauhtémoc Blanco como alcalde de Cuernavaca. Con 22 votos a favor, uno

Mujer publica nota en Facebook, mata a su bebé y luego se suicida

Glen Rock, Pennsylvania.- Autoridades de Pennsylvania creen que una mujer publicó una larga nota suicida en Facebook, en la que

Sin comentariost! Usted puede ser el primero en comentar esta nota!

Escribir comentario

Your e-mail address will not be published.
Required fields are marked*