¿Ya tenemos Primer Ministro?

¿Ya tenemos Primer Ministro?

EL LECHO DE PROCUSTO Por: Abraham García Ibarra

Puede resultar mucho pedirle al secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer, que vuelva a leer -si es que alguna vez los leyó- los Libros de Texto Gratuito que auspicia su dependencia. Peras al olmo, si se le invita a releer el artículo Tercero de la Constitución mexicana.

Ese artículo de la Carta fundamental impone que el criterio que orientará la educación (…) será nacional, en cuanto “sin hostilidades ni exclusivismos”, atenderá la comprensión de nuestros problemas. (El buen educador por su casa empieza).

Contribuirá la educación, dice además dicho artículo, a la mejor convivencia humana.

Lo que resulta ineludible, es que un secretario encargado de despacho -que sólo eso es Nuño Mayer-, conozca y observe el contenido del artículo 27 de la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal (L0APF) que prescribe las funciones de la Secretaría de Gobernación (SG).

No recurriremos a la vieja usanza política que definía al secretario de Gobernación como el mero jefe del gabinete presidencial. Diremos en cambio que, a tenor de la actual LOAPF, Miguel Ángel Osorio Chong es coordinador-responsable, nada más, pero nada menos, de la estrategia de Seguridad Nacional.

Cualquier estudiante del primer semestre de la carrera de Leyes sabe que, por Seguridad Nacional, se entiende toda acción tendiente a  preservar la integridad del Estado mexicano.

Apegados al texto del 27 agregamos: La SG conduce la política interior. Conduce, también, las relaciones políticas con… las organizaciones sociales. Y le corresponde, además, “favorecer las condiciones que permitan la construcción de acuerdos políticos y consensos sociales para que, en términos de la Constitución y de las leyes, se mantengan las condiciones de gobernabilidad democrática”.

¡Cuidado! con la unidad de mando presidencial

Después de la evitable crisis de Nochixtlán, Oaxaca, Osorio Chong decidió instalar una mesa de diálogo para atender el conflicto magisterial. Subrayamos magisterial porque, al referirse al interlocutor convocado, el comunicado de la SG nombra SNTE-CNTE.

Esa puntualización no es ociosa. La SEP pretende ignorar que la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) sigue siendo, al través de las secciones sindicales adherentes, parte orgánica del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE).

Al conocerse esa decisión de la SG, Nuño Mayer se apresuró a citar a una conferencia de prensa para dictar su discrecional mandato a Osorio Chong: La materia de la agenda del diálogo tendrá que ser política, no educativa.

Esa reacción visceral anima a recordar que, desde la Oficina de la Presidencia de la República, Nuño Mayer pretendió enseñarle el alabado al anterior titular de la SEP, Emilio Chuayffet Chemor, hasta que lo reventó y pasó a ocupar su puesto.

Hemos advertido en anteriores ocasiones sobre los riesgos de que, en las exacerbadas circunstancias del país, el presidente de la República pierda la unidad de mando, sobre todo en su gabinete.

Pero Los pirruris de la Ibero no entienden que no entienden. ¡Qué le vamos a hacer!

Redacción Voces del Periodista

Redacción Voces del Periodista


Artículos relacionados

Soberanía nacional made in USA

EL LECHO DE PROCUSTO Por: Abraham García Ibarra

En su momento -no lo decimos de oídas-, del mismo modo que decretaron que las causas de la Revolución mexicana

Caballo que alcanza, gana

EL LECHO DE PROCUSTO Por: Abraham García Ibarra   Caballo que alcanza, gana, dice la conseja popular. La semana pasada, se

SME: Un modelo de resistencia proletaria

EL LECHO DE PROCUSTO Por: Abraham García Ibarra Cuando la negra noche tendió su manto, sigilosamente comandos del Ejército y de

Sin comentariost! Usted puede ser el primero en comentar esta nota!

Escribir comentario

Your e-mail address will not be published.
Required fields are marked*