Voces del Periodista Diario
Destacados Opinión

Opinión: Entre desventuras y pleitos de familia

Por Rodolfo Ondarza Rovira (*)

Antonio Machado, extraordinario poeta español escribió un proverbio sobre un pasaje de la Biblia. Éste, reza: “La envidia de la virtud hizo a Caín criminal. ¡Gloria a Caín! Hoy el vicio es lo que se envidia más”. Esta patética escena se ha hecho presente en la política mexicana, en una clara y a la vez trágica analogía entre los personajes citados, el cual concluye con el asesinato de Abel por su hermano, acto motivado por la envidia que sentía por la predilección divina. En el contexto de las campañas presidenciales de este año, el hijo menor de la disfuncional familia PRIAN, el Benjamín, el pequeño Anaya, encolerizado por no haber recibido los favores del padre, que habita en Los Pinos, ha lanzado un ataque frontal en contra del primogénito, quien ha recibido un trato preferencial y se le han dado los privilegios de la dinastía para la sucesión de la Corona.

Quien manifestaba públicamente su admiración a Meade, Caín, quien hasta hace unos cuantos meses reverenciaba y lo trataba como su referente, su modelo, su paradigma de honestidad y servicio, hoy lo ha convertido en su némesis, su adversario y blanco de sus deseos, debilidades, desgracias e infortunios, motivo por el cual a unos cuantos días de la conclusión de este periodo, toda la familia prianista, sus aliados y allegados, sufren las miserias generadas por quien por cierto ya se sabía que es todo un experto en traiciones.

Situaciones similares han pasado en la realidad, en la leyenda, en la literatura, en el cine y en fin, en el imaginario social. Voltaire, cuando estuvo preso en la prisión de la Bastilla, relató la vida de otro reo, un misterioso personaje al que se le ocultaba en una máscara de hierro. Alejandro Dumas, en su novela El vizconde de Bragelonne, se ocupó del asunto y escribió que el hombre de la máscara probablemente era un hermano gemelo de Luis XIV de Francia, que disputaría su derecho al trono de Francia. Otros autores añadieron más imaginación al tema y explicaron que sería un hijo ilegítimo de Ana de Austria y el Cardenal Mazarino. Tales argumentos contribuyeron a abonar el mito de su existencia y hoy -en sus semejanzas mexicanas- el hijo ilegítimo, el nacido de un amasiato con el PAN, es relegado por su bastardo origen.

Se dice que la ambición es el más fuerte elemento que da crisol a las pasiones humanas, de tal suerte que el foxito queretano, ha sido capaz de denunciar ante la PGR, las indecencias y latrocinios en los que toda la familia ha participado; las que él mismo avaló en su carácter de coordinador de la familia ante la Cámara de Diputados; actos en los que traicionó, primero, los valores y principios del partido que en mala hora lo recibió en su seno. Ahora, insiste en su segundo lugar en la contienda y exige que José, el hermano mayor, se retire para su conveniencia y ante esto algunos de los aliados -los que más dinero han invertido en el chabacano proyecto de Riqui- se suman a la pueril idea, con lo que en los pocos días que le quedan a las campañas, los mexicanos veremos el desenlace del reality show, montado con los dineros que entrega el INE a los partidos políticos.

(*) Neurocirujano. Instituto Nacional de Neurología y Neurocirugía “Manuel Velasco Suárez”. México. Ex Presidente de la Comisión de Salud de la Asamblea Legislativa de la Ciudad de México.
@DrOndarza

Artículos relacionados

ANUNCIAN PRECANDIDATAS ESPAÑOLAS A PREMIOS ARIEL DE MÉXICO

admin

Asesinan en Ecatepec a cinco policías; desconocen las causas

NASA halla nuevas pruebas de vida en Marte

Redacción Voces del Periodista

Dejar un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.