Voces del Periodista Diario
Abraham García Opinión

Donald Trump: Un peligro para México

Sinfonía Telúrica

Por Abraham García Ibarra

Si, como nación, somos culpables de un fracaso, no es porque no hayamos logrado alcanzar el ideal que profesamos, es porque, cínicamente, no hemos tratado de alcanzarlo*.

La persecución de un niño en la familia autoritaria

Daniel Gottlieb Moritz Schreber (1808-1861) fue un destacado médico y pedagogo alemán. Pensaba que su época era moralmente blanda y decadente, debido principalmente a la laxitud de la educación y la disciplina de los niños en su hogar y en la escuela. Propuso combatir la flojera de su época mediante un complejo sistema de educación infantil, cuyo fin era hacer a los niños obedientes y sumisos a los adultos.

Creía, tal pedagogo, que la observación de sus preceptos redundaría en una sociedad y una raza mejores. Aplicó a la educación de los niños los mismos principios básicos de los regímenes totalitarios. Al igual que éstos, creía que la obediencia y la disciplina en un niño eran más importantes que cualquier otra cosa.

El médico tuvo dos hijos. El mayor, Daniel Gustav enloqueció, suicidándose. Daniel Paul, eminente juez alemán, enloqueció a los 42 años. Se recuperó y volvió a enloquecer 8 años después. De tres hijas, una terminó histérica.

Los métodos de Shreber fueron atroces y humillantes: Baños matinales en la infancia a varios grados bajo cero, ejercicios físicos agotadores; invento de herramientas metálicas y de baqueta cruda, arneses para tener una posición para sentarse a la mesa a la hora de la ingesta, otros para hacer la tarea escolar o atender las clases de violín.

Del despotismo microsocial al despotismo macrosocial nazi

Un siglo después, se recuerda que Adolfo Hitler y sus seguidores se educaron cuando más populares eran los libros de Shreber, en los que postulaba el autoritarismo hogareño. Existe un posible lazo de unión entre el despotismo microsocial y el despotismo macrosocial de la Alemania nazi.

Los elementos descriptivos en estos primeros párrafos los recuperamos de El asesinato del alma/ La persecución del niño en la familia autoritaria, obra del científico en la materia Morton Schatzman, edición en México de Sigo XXI Editores, en su colección Psicología y Etología.

Cautelosamente durante la campaña presidencial del republicano Donald Trump y con más énfasis a partir de su ocupación de la Casa Blanca, medios estadunidenses dieron eco a investigaciones de sicólogos y siquiatras que percibieron su vocación totalitaria y aventuraron aproximaciones al nazismo. Otros definieron el modelo personal: Adolfo Hitler.

Cómo mi familia creó al hombre más peligroso del mundo

Los dos diarios impresos más influyentes de los Estados Unidos, The New York Times y The Washington Post, anunciaron a principios de esta semana que el 14 de julio saldrá a la venta el libro de Mary Trump, sobrina del presidente estadunidense, Donald, sicóloga clínica, bajo el título: Demasiado, pero nunca suficiente/ Cómo mi familia creó al hombre más peligroso del mundo.

Una aproximación: El hecho de que las patologías de Donald sean tan complejas y sus comportamientos muchas veces tan inexplicables que llegar a un diagnóstico preciso requiere una larga serie de pruebas sicológicas y neurofísicas, que nunca se sentará a hacer.

Una descripción de la sicóloga autora: Trump es un narcisista sin principios, que ha adoptado el engaño como un modo de vida, tras haber quedado traumatizado por su padre, que le impidió desarrollar y experimentar todo el espectro de emociones humanas. Todo lo que quería Donald, era complacer a su padre.

 La editorial Simon & Schuster, previene, ahora, Trump amenaza la salud, la seguridad económica y el tejido social del mundo. ¿Se requiere decir más? Trump es un peligro para México. Es cuanto.

Artículos relacionados

Desde las metrópolis criollas, ni los ven ni los oyen

Redacción Voces del Periodista

¡No me defiendas, compadre!

En el Ejército tiene México una gran reserva moral

Redacción Voces del Periodista

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.