Voces del Periodista Diario
Enrique Pastor Cruz Carranza Opinión

¿EL REMEDIO O LA ENFERMEDAD?

A FUEGO ? LENTO

Por Enrique Pastor Cruz Carranza

Una verdadera batalla política de dimes y diretes se ha convertido la Alcaldía Álvaro Obregón, de tal magnitud que no se recordaba semejantes zafarranchos desde el asesinato en el “Parque de la Bombilla” de quiénes escrituraron su nombre al mérito del crimen en nuestra peculiar forma de homenajear a las víctimas de sus propias e indomables ambiciones.

La Jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum no siente lo duro sino lo tupido, después de un proceso electoral en su jurisdicción, donde los resultados han dejado una vía de agua similar al colosal barco que – supuestamente – ni Dios podría hundir.

Al margen del complicado entuerto de la Línea 12 del Metro, en una fenomenal batalla para eludir responsabilidades y tratar de salvar un proyecto de sucesión, con el no menos bien querido “Carnal Marcelo “tratar de crear un chivo expiatorio con fuero de senador está haciendo chuza.

A pesar de haber perdido la mitad del territorio capitalino con alcaldías tan relevantes y estratégicas, para el proyecto de medio plazo como Alcaldía Cuauhtémoc, plaza interesante por haber sido dominadas por el actual Secretario General Alfonso Suárez del Real y el Líder del Senado Ricardo Monreal, siendo la perdedora Dolores Padierna, personaje vital en la primera línea de operación de la 4T en materia legislativa lo que, no libera de profundas perspicacias de “Fuego Amigo”.

En estos menesteres nada es casualidad y la confrontación entre Claudia Sheinbaum y la electa Alcaldesa Lía Limón García de AO por la Coalición Tripartita; respecto al “final de la corrupción” en esa jurisdicción, pone el cascabel al gato, pues la todavía alcaldesa campechana es integrada al pancracio.

Con licencia vigente y una gubernatura en el aire Layda Elena Sansores SanRoman, con mayoría de votos impugnada, en proceso de litigio en las instancias jurídicas por la gubernatura de Campeche, está en la reyerta capitalina, pues serán objeto de auditoras las cuentas y se anuncia, proceder sin encubrimiento en todos los sentidos.

Para muchos campechanos, el denominado “Rugido del Jaguar”, para hacer un cambio contra la presunta corrupción en la entidad, a manos de quien ahora se encuentra en el ojo del huracán de la Ciudad de México, parece tendrá un escalamiento de pronóstico reservado, pues no es posible darle curso a este nuevo frente de conflicto -sin ser consultado- con línea o de lo contrario, estaríamos en una total anarquía y pérdida de control en los bártulos de poder.

Es increíble saber que, existía una conocida enorme corrupción en la gestión de la alcaldía Álvaro Obregón y haberlo permitido sin rubor, cuando al llegar una nueva administración, la propia jefa de Gobierno advierte un antes de rapiña y una profunda atención a partir de la gestión de Lía Limón para no permitir se mantenga impune.

Lo peor aún puede estar por venir para la Alcaldía y también para Campeche

Artículos relacionados

PRI: De fuego y espíritu

Redacción Voces del Periodista

Assange: Encierro y tortura, amenaza de extradición a EUA

Redacción Voces del Periodista

Outsourcing o subcontratación

Redacción Voces del Periodista

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.