Voces del Periodista Diario
Alejandro Ruíz Robles Opinión

“Mi novia bohemia”

Razón, Tesón y Corazón

Por Alejandro Ruíz Robles

“NO SE TÚ”

Salvo que alguien te haya dado información veraz de ella, dicen que la vida no es como la pintan y efectivamente, dista mucho de ser lo que cada habitante de este mundo nos podría señalar.

Seguramente habrá millones de versiones y miles la definirán como tragedia o alegría; de luz o de sombra; sin embargo, es sumamente difícil saber con exactitud sus experiencias e incluso, muchos nos darán sus apreciaciones sin haberlas siquiera experimentado en su camino.

Por eso, lo más importante que he escuchado y lo aplico en mí es que la vida es única y depende de cada uno llenarla de trazos y colores.

“CUANDO ME VAYA DE AQUÍ”

Si hoy hiciéramos un corte de caja en lo que llevamos de vida … ¿cómo nos atreveríamos a describirla?, ¿nos mostraríamos satisfechos?, ¿justificaríamos nuestras vivencias?, ¿qué sería lo sobresaliente y qué lo que quisiéramos cambiar?

Es curioso, cada vez que surge este tema en charlas con amigos o reuniones sociales, la mayoría pretende justificar con dichos lo que ha hecho, pero es sumamente difícil encontrar a alguien que este satisfecho con su vida y más aún, que realmente exponga sus razones.

Una persona que llena su vida de explicaciones difícilmente tendrá una vida plena.

“NADA PERSONAL”

Incluso, cuando cuestionas a las personas por lo que cuentan, hay quienes se ofenden y se inhiben de continuar o simplemente, dan respuestas cortantes asumiendo que así son sus argumentos.

En ese sentido, llama la atención que haya una gran cantidad de personas que piensen más en que decir de su vida que en pensar su vida y eso es sorprendente.

La gran aventura que implica la vida es disfrutarla a cada paso hasta llegar a nuestras metas. Es decir, planear nuestra vida nos llenará de experiencias, aprendizajes y momentos agradables que nos darán la continuidad necesaria para alcanzar nuestros objetivos propuestos.

“TAL VEZ, QUIZÁ”

Dentro de las respuestas que escuchamos, resultan también las ambiguas. Lo que dicen con una palabra o frase, lo desdicen con otra u otras. Y esto es triste, porque lo único que reflejan es su gran desconocimiento o insatisfacción con lo vivido.

Esto da a pensar a la gente que los escucha que no saben lo que quieren o pretenden de su vida y desafortunadamente, lo reflejan en su núcleo, ya sea familiar o de amigos.

Es válido a veces no saber que queremos, pero es triste que tampoco sepamos lo que no queremos, porque eso muestra una forma de vida sin objetivos; de simple sobrevivencia.

“PARECE QUE FUE AYER”

Cuando éramos niños y estábamos con nuestros padres, teníamos no sólo el permiso de soñar, sino que además aplaudían nuestros sueños y fantasías; mismas que conforme fuimos creciendo y al verse fortalecidas por nuestros conocimientos, aficiones y aprendizajes se fueron perfilando hasta llegar a dibujar nuestras metas.

Conforme lográbamos avanzar en nuestro desarrollo y superar las etapas que nos proponíamos, era seguro que encontráramos mayores índices de nuestra aprobación por lo que vivíamos. A diferencia de aquellos que no lo valoraban, no tenían expectativas o simplemente, sólo cumplían requisitos.

A todo esto, siempre resulta necesario detenerse y pensar … ¿Quiénes seríamos ahora si no hubiéramos soñado con alcanzar las metas y etapas que nos propusimos en nuestras vidas?

“NOS HIZO FALTA TIEMPO”

Saber lo que queremos es una ventaja al igual que el tiempo que nos llevaremos para ello; no obstante, en ocasiones “el hombre propone y Dios dispone”, es decir, que hayan circunstancias que compliquen la situación y, por ende, demoremos en alcanzar nuestro objetivo.

En nosotros estará la astucia para encontrar atajos o suprimir pasos que pudieran sólo distraernos en nuestra meta; lo que no se vale, es que no demos el valor adecuado al tiempo y pretendamos alcanzar las metas cuando nunca nos comprometimos realmente con ellas.

El tiempo que tomemos en definir nuestros objetivos será tan importante como alcanzar los sueños. Ser eficaces y eficientes para lograrlos son compromisos inherentes a nuestras metas.

 

“ESTA TARDE VI LLOVER”

Y junto con el tiempo que nos tomemos en alcanzar las metas, tenemos que desarrollar la sensibilidad para disfrutar cada etapa y obviamente, las alegrías que consigo lleven. El saber diferenciar el momento, el esfuerzo y el trato que merezca cada instante, nos dará la satisfacción para saber actuar en los siguientes pasos.

Es necesario que siempre tengamos en cuenta que la inteligencia y experiencia nos podrán delimitar cada movimiento a seguir, las etapas a cumplir y las metas a alcanzar; pero hay que aprender a sentir los momentos en que debemos apoyar o ser apoyados y estar abiertos a compartir con quienes nos importan.

Encontrar el equilibrio entre la razón y el corazón, nos dará los elementos necesarios para alcanzar la satisfacción a cada momento.

“NO”

La comunicación puede ser sencilla si se muestra con dos simples expresiones. Si hay una palabra de fuerza en nuestra vida es “Sí”, la cual al expresarla nos da una sensación positiva de que es posible; a diferencia de la palabra “No”, la cual nos presenta un panorama negativo o de rechazo. Habrá que analizar también el contexto, las circunstancias y, sobre todo, el cuestionamiento de que se trate, pero en términos generales, de esto depende la construcción de cualquier mensaje.

El hecho de ser una persona positiva no implica que a todo responda en forma afirmativa; por el contrario, asumimos que esta respuesta está en función al conocimiento de la situación, a su actuar asertivo y al compromiso de cumplir a cabalidad con lo que ello implique. Por el contrario, de existir la respuesta negativa, puede significar rechazo, límites o desconocimiento de lo propuesto.

Seamos de las personas que dan respuestas positivas comprometiéndonos con quienes somos y conforme a nuestras convicciones; de tal manera que no seamos parte del problema. Tristemente, hay gente que para cada solución tienen un problema.

“CONTIGO APRENDÍ”

Rescatemos el espíritu asertivo de nuestros padres de cuando éramos niños; ellos hacían lo imposible para que soñáramos y descubriéramos que todo era posible. No perdamos esa empatía por nuestros ideales.

Los sueños siempre los tendremos sólo hay que buscar las herramientas y elementos que los hagan posibles para nosotros.

El adulto tendrá la fuerza, el viejo tendrá la experiencia y el niño tendrá la enjundia para alcanzar sus metas. No perdamos de vista que esos tres roles coinciden en cada persona en todas las etapas de su vida.

“MÍA”

Las comparaciones serían excelentes si todos partiéramos de los mismos supuestos y nos desarrolláramos en serie; conforme a un procedimiento; no obstante, esto no es así, podremos coincidir en ciertas etapas, valores o formaciones, pero cada uno tiene la posibilidad de hacer su camino.

En todo momento ten presente que tu vida es tuya y no porque otros hayan logrado actuar de otra manera o conforme a ciertos convencionalismos, tú no puedes ser creativo e intentarlo de otra forma.

¡Haz tu vida a tu manera, sé positivo y recuerda que tú eres, has sido y serás el arquitecto de tu propio destino!

 

“POR DEBAJO DE LA MESA”

Si algo hemos aprendido en nuestro camino es que las personas más valiosas que hemos conocido son aquellas que actúan en congruencia; que existe relación entre sus dichos y sus actos.

Asimismo, aprendemos a valorar a aquellas personas que siempre hacen lo correcto sin pretender afectar a los demás.

Si la congruencia e integridad son dos cualidades que apreciamos … ¿por qué no buscar también hacerlas del común denominador de nuestra sociedad?

La transparencia de nuestros actos hará que quienes están a nuestro alrededor estén satisfechos con nuestro actuar; máxime que estamos en una sociedad en la cual todo pareciere lograrse cuando se oculta al resto.

“DIME”

Ahora bien, si hoy alguien te preguntara si estás satisfecho con tu vida … ¿responderías?, ¿qué dirías?, ¿darías razones o justificaciones?

¿No crees que es un buen momento de reflexionar y analizar si has logrado tus sueños?

Si tú respuesta es positiva … ¡Felicidades!, sigue iluminando tu camino y a las personas que están a tu lado.

De ser lo contrario … ¿qué esperas para cambiar y llenar tu vida de ti?

 

“SOMOS NOVIOS”

Enamórate de ti y de tu vida. ¡Haz de tu Vida tu gran amor!

Si nada nos llevaremos al partir … ¿por qué no llenarla hoy de satisfacciones que enriquezcan el alma y nos den la plenitud deseada?

¡Voy a apagar la luz para pensar en … mí!

Tómate el tiempo para meditar en tu actuar, en tus logros, en tus objetivos y date cuenta si realmente estás logrando lo que quieres y te da paz y satisfacción.

Tú tienes todos los elementos para analizar tu vida y concluir si es la vida que quieres.

Recuerda que el amor empieza en ti y no hay nada más romántico que enamorarte de quién eres.

Haz una introspección e invita a tu alma a que este en la plenitud que tanto anhelas … después de todo, siempre será lindo decirte … YO TE ADORO … ¡VIDA MÍA!

Facebook: @RuizRoblesCP22

Twitter: @22Publica

Linkedin: Correduría Pública 22

Posdata: A la memoria de un gran hombre romántico: Don Armando Manzanero (1935/2020).

Artículos relacionados

Una mala persona no puede ser un buen periodista

Axel

La clase trabajadora, ¿una convidada de piedra?

Redacción Voces del Periodista

Omiten a la Corte

Redacción Voces del Periodista

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.