Voces del Periodista Diario
Opinión Voces Opinión Voces Opinión Abraham García

No se requiere autopsia: Agonizan por suicidio

La Piedra en el Zapato

Por Abraham García Ibarra

Con toda solemnidad, damos fe, no necesariamente por orden cronológico:

1) A principio de los ochenta, desde la Secretaría de Programación y Presupuesto se introdujo en el PRI el primer Caballo de Troya. Ya para 1989, con el encarcelamiento del líder petrolero Joaquín Hernández Galicia, ora obvia la estrategia de ataque a la organización social priista. Al tamaulipeco le siguió el potosino Carlos Jonguitud Barrios, cesado en el SNTE. El dirigente de la Federación de Trabajadores del Distrito Federal (CTM, sector obrero del PRI) Joaquín Gamboa Pascoe, fue amenazado con la cancelación del registro bajo evidencias de contratos de protección empresarial. La Confederación Nacional Campesina (CNC, sector agrario del PRI) fue entregada a Hugo Andrés Araujo, que procedía de Línea de masas. La “vieja clase” tricolor había sido expulsada del paraíso. En 2000, el PRI entregó el poder presidencial.

2) En febrero de 1982, en Ciudad Juárez, Chihuahua, se celebró un aquelarre del poder económico con la intención de transformar el PAN en un partido empresarial. La opción votada fue infiltrar la formación azul, que terminó en manos de Los bárbaros del norte. En 2000, la alternativa de derechas se hizo de la presidencia de la República. En 2012, fue echada de Los Pinos.

3) En 1989, se fundó en el PRD. Su vientre fue invadido por tránsfugas de la vieja izquierda. Tres veces su fundador, Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano perdió la contienda presidencial. Terminó expulsado del partido de su creación, devorado por rapaces tribus y ahora en manos de una dirigencia provisional que busca alojamiento “en donde sea”, porque sus edificios sede están embargados y en tesitura de remate.

4) El partido Nueva Alianza ha perdido el registro. A punto de perderlo también ha estado el Partido del Trabajo desde 2015. El Partido Verde Ecologista de México ambula desde 2000 en ocasionales alianzas electorales, sólo en busca de pepena y blindaje para no perder su franquicia.

5) Sobre el espectro partidario mexicano planean zopilotes en busca de carroña. Dentro de un año se sabrá cuales agrupaciones solicitantes lograron patente como partidos nacionales para entrar en las pugnas electorales de 2021 y 2024.

6) Los partidos históricos han sido destruidos desde sus propias entrañas.

7) Sin dar el salto de movimiento de bases espontáneas a un partido orgánico, Morena tuvo encuentro de sus consejeros políticos nacionales el pasado domingo. Pedro Miguel hizo severos cuestionamientos y una advertencia: El riesgo de convertir la gran victoria (de julio de 2018) en derrota.

Ciudad de México, 11 de julio de 2018. Quede constancia. Es cuanto.

Artículos relacionados

Los ciudadanos no pueden pedir exhortos a EPN

Abraham García Ibarra

El sexto candidato y sus pilotos de noche

El fantasma de Hitler vuelve a galopar en Europa

Dejar un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.