Voces del Periodista Diario
Mouris Salloum Opinión

Primero comer que ser cristiano

Voces del Director

Desde Filomeno Mata 8

Por Mouris Salloum George (*)

El título de esta entrega, no es una irreverencia: El imperativo de supervivencia es primero en el imaginario popular. Se asocia a otro que está escrito en los antiguos libros: El que no trabaja, no come.

Ahora que a tantos se les llena la boca con eso de que arribamos a la sociedad de la información, según esto por obra y gracia de cada nuevo hallazgo tecnológico, nos topamos con un hecho casi rayano en la contradicción.

Análisis de expertos, fundados en estudios de agencias de la ONU, sobre todo de la Unesco,  nos informan que la tecnología es una realidad por pocos cuestionadas; menos, por lo que se alzan con el santo y la limosna.

La pandemia evidencia control monopólico de alimentos

Entre los materiales en nuestra mesa de trabajo, encontramos un certero nuevo enfoque: Más que la tecnología, es la industria de los alimentos la más politizada, pero sólo en los países en vías de desarrollo o subdesarrollados se habla de la aspiración a la soberanía alimentaria, en cuyo centro de gravedad está la producción agrícola, una asignatura en México poco atendida, asunto que preocupa en a otra agencia de la ONU -para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

La pandemia del coronavirus expuso la vulnerabilidad de la cadena de suministros de alimentos demasiado concentradas. En Estados Unidos, esto dio lugar a los llamados a una acción antimonopolios.

En el vecino país, un juez federal le puso el cascabel al gato al ordenar prisión a un ejecutivo de Bumble Bee Foods por su papel en una conspiración antimonopolio, en este caso para fijar precios al atún enlatado, según nos llega la nota desde Londres.

Atún mexicano, pescadito feo en el mercado estadunidense

¿Quién ignora que el atún mexicano, capturado en altamar y procesado en plantas en tierra del Pacífico, es sometido con frecuencia a actos de embargo en defensa del interés de los productores del ramo estadunidenses?

Como no tenemos a la mano lo que será finalmente nuestra versión del T-MEC en sus letras grandotas y chiquitas,  ignoramos que providencias toma el Estado mexicano para, en ese caso, como en el de los productos agrícolas, se cuenten con las salvaguardas de rigor.

Pese a estar aquí aún en proceso legislaciones asociadas al T-MEC, por parte de México ya se tiene candidato a regentear la Organización Mundial de Comercio (OMC). ¿Qué cambiará si se logra el encargo? Es pregunta.

(*) Director General del Club de Periodistas de México, A.C.

Artículos relacionados

La democracia, rehén de inciertos signos

Democracia, la sociedad misma en acción

Tricolor carne de presidio

VOCES OPINIÓN Por: Mouris Salloum George

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.